Player

France 24 Móvil - Actualidad internacional las 24 horas

Real Madrid acalla a los críticos tras su victoria 3-1 sobre el PSG en Champions

Última modificación : 15/02/2018

© Paul Hanna / Reuters | Los jugadores del Real Madrid celebran el tercer gol sobre el París Saint-Germain ante su público en el estadio Santiago Bernabeú en Madrid, España, el 14 de febrero de 2018.

Por Leonardo Niño

El Real Madrid logró sacar una valiosa ventaja (3-1) en condición de local ante el París Saint-Germain en la llave más atractiva de los octavos de final de la UEFA Champions League.

Durante la previa, Real Madrid-París Saint-Germain era el partido más esperado y comentado de los octavos de final de la UEFA Champions League, el torneo de clubes de fútbol más importante de Europa y del mundo.

Esto debido a que el club merengue, campeón de las dos últimas ediciones del certámen, llegaba en medio de dudas por su rendimiento en la liga española, mientras que el PSG, con su estrella Neymar Jr., partía como favorito por su buen rendimiento en la fase de grupos.

Sin embargo, el Real Madrid tiene una tradición copera muy importante y demostró por qué es el equipo más ganador de este torneo (12). Su entrenador Zinedine Zidane apostó por Isco Alarcón en lugar del galés Gareth Bale en la alineación titular del cuadro merengue.

El entrenador Unai Emery alineó a Presnel Kimpembe en lugar del brasileño Thiago Silva en la zona defensiva, y también confió en el argentino Giovani Lo Celso en el mediocampo y en el lateral zurdo español Yuri Berchiche.

El PSG dio el primer golpe, pero el Madrid reaccionó pronto

Durante la primera media hora de juego, el club merengue presionó e impuso el ritmo sobre los parisinos pero sin concretar sus aproximaciones al arco rival. El cuadro parisino poco a poco se asentó en el partido y cuando Neymar Jr. pudo salir jugando con el balón comenzaron a llegar con peligro al arco defendido por Keylor Navas.

El jugador Adrien Rabiot puso en ventaja a los parisinos tras una gran jugada de Kylian Mbappe que picó por la banda derecha y envió un centro al área que Edinson Cavani no pudo rematar pero Rabiot sí y no perdonó.

Este gol fue como un baldado de agua fría para los blancos y para su afición. Tanto así que cinco minutos después el uruguayo Cavani estuvo cerca de marcar el segundo pero Casemiro logró despejar el remate.

El Madrid con más garra y corazón que fútbol comenzó a presionar y sobre el final del primer tiempo logró el empate con un penalti cobrado por su estrella, Cristiano Ronaldo, tras una falta cobrada por el árbitro por una acción de Lo Celso sobre el alemán Toni Kroos.

CR7 y Marcelo pusieron cifras concretas al marcador

El gol antes del entretiempo fue clave para que el Real Madrid volviera al partido. Los merengues tuvieron dominio territorial ante un PSG que pensó más en el global de eliminatoria, y quiso aguantar en defensa y contragolpear, sin arriesgar demasiado. Aunque recién comenzado el segundo tiempo tuvo dos opciones claras de Mbappe y Rabiot.

Cavani fue reemplazado al minuto 66 por Thomas Meunier. Dos minutos después Zidane envió al terreno de juego a Bale en lugar de Karim Benzema, y sobre el minuto 79 hubo dos cambios que marcaron el destino del partido: los ingresos de Marco Asensio y Lucas Vásquez por Isco y Casemiro, respectivamente.

Esas sustituciones le dieron oxígeno al Real Madrid para el tramo final del encuentro, cuando ya comenzaba a notarse que no le quedaban arrestos físicos. Vásquez y Asensio le dieron velocidad por las bandas y mayor peso ofensivo.

Por eso, el club merengue logró dar un golpe de autoridad con dos tantos en menos de tres minutos. Dos centros de Asensio desde la banda izquierda sirvieron para que en primera instancia Ronaldo, con fortuna, marcara su gol número 101 con la camiseta del conjunto blanco, y luego Marcelo redondeara la noche con el tercer tanto. Los aficionados del Real Madrid celebraron de esa manera un triunfo importante en una noche de Champions, algo a lo que están acostumbrados.

El partido de vuelta entre ambos clubes se disputará el martes 6 de marzo de 2018 en el estadio Parque de los Príncipes de París, Francia. Los parisinos buscarán quitarse de encima el peso de no figurar entre los grandes equipos de la Champions, y hacer valer su multimillonaria inversión por jugadores como Neymar Jr. y Mbappe ante su público y contra el bicampeón del torneo, mientras que los merengues intentarán conservar su ventaja y seguir su camino hacia Kiev para conquistar por tercera vez consecutiva la 'orejona', algo inédito en la historia del certámen.

Con EFE